Presentación

Un terremoto consiste en la liberación repentina de la energía acumulada en la corteza terrestre en forma de ondas que se propagan en todas direcciones.

El punto donde un terremoto se inicia se denomina foco o hipocentro y puede estar a muchos kilómetros hacia el interior de la tierra (máximo unos 675 kilómetros, límite elástico de ruptura del material).

El punto de la superficie encima del foco se denomina epicentro.

En español, los terremotos se pueden denominar, indistintamente, temblores, sismos, movimientos sísmicos, etc.

Los terremotos pueden suceder en cualquier lugar del mundo, sin embargo la mayoría de ellos, y los mas grandes, ocurren en los bordes de las grandes placas tectónicas. Estos bordes de placa pueden ser de tres tipos: destructivos, donde las placas chocan entre si; constructivos, las placas se separan; y conservativos, las placas se deslizan unas con las otras.

Los terremotos también pueden originarse, aunque con menos frecuencia, en el interior de las placas y alejados de sus limites, como por ejemplo en el norte de España.

Hasta el momento se considera que el mayor terremoto ocurrido ha sido el del 22 de mayo de 1960 en Chile, cuya magnitud fue de 9,5 y que produjo una ruptura de falla de alrededor de 1.000 kilómetros, tuvo unas  características parecidas al mas reciente en Japón  del 11 de marzo de 2011que genero un gran  tsunami y al que se asigno magnitud 9.0

Aunque la escala de magnitud no tiene límite superior, se puede considerar la magnitud del terremoto de Chile próxima a ese límite, ya que las características del material de la corteza terrestre no permitirían magnitudes superiores.

Los terremotos en España

La península Ibérica, y por tanto España, se hallan situadas en el borde sudoeste de la placa Euroasiatica en su colisión con la placa Africana.

El desplazamiento tectónico entre ambos continentes es responsable de la actividad sísmica de los países mediterráneos y del norte de África y, por tanto, de los grandes terremotos que ocurren en zonas como Grecia o Turquía. La parte más occidental de la conjunción entre dichas placas es la fractura denominada de Azores-Gibraltar-Túnez, que es la que afecta a España.

Afortunadamente, nuestro país no representa un área de ocurrencia de grandes terremotos, sin embargo, sí tiene una actividad sísmica relevante con sismos de magnitudes inferiores a 7,0, si exceptuamos los ocurridos en la falla de Azores-Gibraltar (terremotos de 1755 o 1969), pero capaces de generar daños muy graves. Entre 1200 y 1400 terremotos se registran anualmente en la Península Ibérica. Su frecuencia, en función de la magnitud, se presenta en la siguiente tabla:

Frecuencia de terremotos
Magnitud Promedio
5,0 o superior cada 3,5 años
4,0 - 4,9 5 por año
3,0 - 3,9 110 por año
2,0 - 2,9 760 por año
  Es una medida de la energía liberada por un terremoto y se determina a partir de la señal registrada en un sismograma. Dependiendo del tipo de onda del sismograma se obtiene una escala de magnitud diferente (ML, Ms, mb, Mw). La mas conocida es la magnitud local de Richter ML, definida para ser usada en terremotos locales (no mas de 600 kms). Como las escalas de magnitud son logarítmicas, un terremoto de magnitud 6, por ejemplo, es 30 veces mayor, en términos de energía liberada, que uno de magnitud 5. También podemos comparar los terremotos con las explosiones, resultando que una magnitud de 6 ML es equivalente a una explosión de 30.000 toneladas de TNT o a una explosión nuclear de 30 kilotones.   

La magnitud indica la medida del tamaño de un terremoto y no cambia con la distancia al epicentro. La intensidad señala la forma en que ha sido sentido un terremoto y el grado de daño que ha causado en un determinado lugar y va disminuyendo con la distancia epicentral. La escala europea que mide la intensidad es la EMS cuyos valores van desde el grado I hasta el XII. 

No existe actualmente ningún método capaz de predecir el tiempo, lugar y magnitud de un terremoto. Esta dificultad radica en el comportamiento no lineal y bastante caótico que tienen los movimientos sísmicos, por ello las medidas preventivas van por el camino de mejorar las características constructivas de las zonas con actividad sísmica importante. Esto se consigue con una implantación rigurosa y exigente de la normativa constructiva. En España la Norma en vigor se denomina: Norma de Construcción Sismorresistente (NCSE-02).

Documentación Documentación

Último informe correspondiente al 7 de octubre de 2013, del seguimiento que realiza la Dirección General de Protección Civil y Emergencias desde que sel inició la actividad sísmica en la zona del Golfo de Valencia, a 20 km. de la costa, frente a las localidades de Vinaroz, Benicarló y Peñíscola.

Enlaces Enlaces

Fenómeno sismo-volcánico en El Hierro. (Abre una nueva ventana)

Web del Gobierno de Canarias con información desde el inicio de la serie sísmica, en julio del 2011, a la actualidad.

Instituto Geográfico Nacional (IGN). (Abre una nueva ventana)

Seguimiento de la Situación sísmica de la Isla de El Hierro.

Web Earthquake Country Alliance (ECA). (Abre una nueva ventana)

Página divulgativa californiana para la mejora de la seguridad contra terremotos y la reducción del riesgo.Con publicaciones y consejos prácticos.

Websismo. (Abre una nueva ventana)

Web del CSIC de divulgación sobre terremotos y simulador sísmico.